Capítulo 2 – El extraño remitente.

Hola de nuevo lectores. Para no perder la costumbre os doy paso al siguiente capítulo. Espero que os siga atrapando la historia, porque conmigo ya esta funcionando. Nos leemos en el siguiente capítulo!

日3 – Día 3

¿Quién podría ser aquella persona?, ¿YS?, fuese quién fuese parecía estar en un apuro pero no aportaba ninguna información extra en el mensaje… Esto parecía no tener mucho sentido pero por lo pronto investigué en profundidad el documento anterior en donde venía una relación con los “Over humans” y unos extraños conceptos que encendieron mi inquietud. El documento contenía en el resumen el siguiente párrafo: “El proyecto NPS conllevó una evolución en el ser humano tal y como se le conoce, pero lo que no se conocía es que ese ser evolucionado dejó de ser humano como tal y paso a su estado más primario de la evolución: a ser animal”. El contenido del mismo especificaba con detalles algunos experimentos que fueron llevados a cabo en la población de Akarium por los militares de la zona durante el tercer año de la puesta en marcha del proyecto. “Este experimento deberá mantenerse bajo estricto secreto a la sociedad pública y a los gobiernos del mundo. Todo aquel que escape de la aldea o difunda sobre la existencia de esto deberá ser eliminado sin excepción.” Estas líneas rezaban con un profundo color negro en todas las esquinas de cada hoja del documento. La verdad es que no me hubiera gustado formar parte de aquellos trabajadores. Proseguí leyendo objetivos y detalles técnicos del pueblo en sus orígenes: eran una población de las montañas en donde habían permanecido ajenos a la revolución tecnológica en la medida de lo posible pero cuyos ciudadanos gozaban de una salud y longevidad fuera de lugar en esos momentos. Disciplinados y obedientes se dedicaban en cuerpo y alma a las labores del día a día en los oficios más dispares que ya se perdieron hacia muchísimo tiempo. Parecían haber salido de la nada y que nadie supiese de ellos hasta la fecha. La lectura se me hacía monótona y aburrida hasta que llegué a un punto en donde había un título en tono rojizo donde decía “Fuente de la sabiduría adquirida: Mentes”. Vaya, esto sí que es interesante ¿una fuente de sabiduría a través de las mentes?, esto suena a experimento de esos que tienen un final no muy feliz.

El experimento LR-100 consistía en la adquisición del conocimiento ajeno de otras personas o animales y acumularlo en una especie de contenedor biológico o sistema neuronal vivo, ya fuera un animal cualquiera o un humano. Se sometieron a ensayo con ratones e hicieron lo siguiente: escogieron cuatro ratones y a tres de ellos les obligaron a hacer un recorrido que se componía de 3 tramos en total para llegar al final. Cada uno de los tres ratones completó un tramo del recorrido y una vez concluido el ensayo, mediante la implantación del sistema NPS hicieron una transmutación de la información o experiencia obtenida en el receptor final que fue el cuarto ratón. Este último completó el recorrido con éxito en el primer intento que dispuso para realizarlo. Funcionaba, parecía que el sistema funcionaba en un 95% de pruebas similares que se realizaron. Pero claro ahora surge la siguiente pregunta, si el sistema NPS estaba asociado a los problemas de degeneración neuronal en los soldados, ¿les debería de suceder lo mismo a los animales del ensayo?. Esta pregunta surcó mi mente fugazmente, y fugazmente obtuvo su respuesta. “Se ha mejorado el sistema NPS para que solo sea capaz de introducir en el sujeto la experiencia seleccionadas por el campo del cerebro sobre el que se quiera dar prioridad. En las versiones anteriores simplemente hacia un volcado literal de la mente del individuo con la experiencia y se insertaba directamente en el receptor”. Ahora entendía porqué muchos soldados una vez que pasaban la fase alfa del entrenamiento con el sistema decían que no solo habían superado sus miedos, sino que tenía otros recuerdos del sujeto emisor. Además, muchos consiguieron habilidades nuevas que no sabían que tenían y otros las perdieron. Era inevitable que efectos secundarios tan leves salieran a la luz, pero a nadie pareció importarles siempre y cuando se rentabilizara en el campo de batalla.

“Según se iba experimentando en animales de mayor complexión física se constató que algunos animales a los que se les extraían las experiencias vividas, las olvidaban por completo y en algunos casos volvían a estados psicológicos de etapas de recién nacidos o cachorros con pocos meses de vida.” Este fue el problema principal al que se sometieron los primeros sujetos del proyecto NPS, pero nadie les avisó de ello. Lo bueno es que en esta fase el proyecto los emisores eran los perjudicados no por ello los receptores. Hasta aquí podría parecer todo normal, pero la fase última de la experimentación con humanos llevó la investigación a un punto bastante inusual. Experimento LR-200 “Over humans”; se podía leer al comienzo de la página. En un primer momento los resultados obtenidos con animales auguraban una buena recepción en los humanos y se procedió a su puesta en práctica con los ciudadanos más jóvenes y fuertes de la aldea. Se realizó el mismo ensayo de los ratones y demás animales, realizando el recorrido compuesto de tres tramos por tres de los cuatro humanos que participaron. Después de la conclusión del recorrido se empleó el sistema NPS para transmitir la vivencia de los otros tres al receptor último, y como fue de esperar cumplió con las expectativas al realizar en el primer intento el recorrido sin fallo alguno. Pero al contrario que los demás animales, la capacidad cerebral del ser humano permitió que los emisores de la experiencia no perdiesen esa información como pasara anteriormente con los demás animales. Este hecho supuso un punto de inflexión en la investigación, ya que el problema de la eliminación de los emisores suponía que el experimento tenía una fase de no retorno de conocimientos siempre que no fueran excesivamente cruciales para la supervivencia del emisor.

Los habitantes de Akarium fueron sometidos en su totalidad al ensayo con el sistema NPS para comprobar si la efectividad era de un 100% y así fue, todos evolucionaron igual que el ciudadano que fue sometido en primera instancia en las instalaciones del pueblo. Todo no quedó en un simple mecanismo de experiencias simples, sino que intentaron aplicar dichos conocimientos a campos tan diversos como la tecnología, la medicina, las matemáticas, la física y un sinfín más de campos científicos en los que hubiera que emplear una gran capacidad mental para desarrollar problemas complejos. “Partiendo de la base de que a varias personas se les enfrentaba a un mismo problema de las n formas posibles, estos obtenían una solución al mismo que se trasladaba al sujeto receptor que partía con más información relativa al problema para una agilización en su resolución.” Vaya parece que les fue tan bien que el mundo exterior no lo hubieran necesitado para nada en absoluto, ya que para ellos seríamos como una raza inferior de animales o mejor dicho seres humanos. Y mis sospechas no andaban desencaminadas ya que según el último reporte de información en el documento databa de finales del tercer año, en diciembre de 2023. “Algunos de los ciudadanos han burlado la vigilancia a la que eran sometidos y durante algunos días en la nocturnidad se reunían en secreto para algo que nos esta empezando a inquietar. Seguirán las investigaciones al respecto para hallar a los responsables.” – eran las líneas del último informe del documento. Era de esperar que un pueblo oprimido y vigilado constantemente se revelara contra sus captores, es la naturaleza del ser humano. Y en este caso, se enfrentaron al peor de los enemigos: seres humanos entrenados por ellos mismos para el combate, no militar, sino científico de mil maneras posibles. Fue la perdición de los mismos ya que este fue el último informe que había después de que se reportara cada semana uno nuevo y diferente. ¿Qué fueron capaces de desarrollar?, nadie lo sabía aún pero en el corto tiempo que se dieron a conocer todo lo que les rodeaba era más avanzado a lo que por entonces teníamos a mano los mortales. Les dimos todo nuestro conocimiento y ellos han partido de una nueva evolución. Mientras nosotros corríamos por un prado, ellos nos observaban como lo recorríamos desde los cielos.

Al terminar de ojear el documento recordé vagamente como alguno de los altos mandos de la base militar donde trabajé comentaron algo sobre un incidente con unos ciudadanos que se enfrentaron a las fuerzas militares. Pero claro, en un mundo en constante guerra pasaría desapercibido algo tan banal. Dicho esto me levante de mi escritorio para contemplar por la ventana como el atardecer hacía de las suyas, porque el día tocaba a su fin. Bruno parecía dormir plácidamente en su cama, ajeno al ruido de ir y venir de vehículos en las calles. Era un sábado como otro cualquiera, nada que hacer nada que proponer. Simplemente bajé por algunas provisiones a la tienda de debajo de mi piso para hacerme la cena. “Toda esta monotonía me está matando” – suspiré antes de cerrar los ojos para empezar el siguiente día con resignación.

日4 – Día 4

14 de Enero de 2029. “Hoy amanecemos con un día soleado y despejado en todo el país. Es hora de salir a la calle y disfrutar del día” – dijo el hombre del tiempo mientras bostezaba por la mañana antes de disponerme a salir a hacer eso mismo. Salí a dar un paseo por la ciudad para que me diera el sol un poco y para que Bruno sintiera que no solo es el único perro del vecindario. Para mi sorpresa en el trayecto hacia el parque más cercano, vislumbré una figura femenina a lo lejos que llevaba paseando un precioso dálmata. No le di importancia al animal perruno, ya que mis ojos no se apartaron de la silueta femenina porque me resultaba familiar… muy familiar. “Hola Yujiro” – me contesto Yuki que era esa bonita figura a la que contemplaba entusiasmado. “Hola Yuki, vaya parece que compartimos la misma afición por las mascotas. Sin embargo, yo soy más modesto con mi bulldog francés. Mi piso no da para más espacio la verdad.” El comienzo del día no pudo empezar mejor, ya que por lo menos no tendría que hablar yo solo con el mundo; esta vez alguien me escucharía decir estupideces y tonterías de mis investigaciones. Pasamos la mañana sentados en el parque contemplando como nuestras mascotas jugaban en el césped tan grande y verde que allí brotaba. “Oye Yujiro, ¿qué tal andan tus investigaciones?” – a lo que sorprendido contesté: “¿Cómo sabes de ello? Yo nunca suelo hablar con nadie de mis investigaciones.” “Porque he estado espiándote durante este último año, para ver tus movimientos e investigaciones que realizabas” – cerró su turno de conversación esbozando una sonrisa.

Me quede petrificado. No sabía que contestar. ¿Espiándome? ¿A mí?, un simple don nadie al que le escaseaba la cordura… siendo controlado. “Me dejas sin palabras Yuki. Yo sé que en la oficina parecía de tu simpatía, pero no hasta este punto tan extremo. ¿A qué se debe eso?” – pregunté con la opción de en cualquier momento poner pies en polvorosa lo más rápido posible a no ser que obtuviera una respuesta que me tranquilizase. “Ayer pudiste leer un documento en el que se hablaba sobre el experimento de los Over humans, ¿cierto?”. “Así es.” – respondí. “¿Recuerdas las iniciales del que firmaba el documento?. “Uhmm… si mal no recuerdo eran YS, ¿y eso qué tiene que ver con todo esto?” – pregunté ya un poco preocupado. “Todo tiene que ver con ello. Con que hoy estemos aquí hablando. Esas iniciales pertenecen a tu nombre, Yujiro Saburame. Tú escribiste dicho documento.” – respondió Yuki con absoluta confianza en sus palabras como si fueran grabadas en su mente durante mucho tiempo, tiempo que acababa de finalizar para mi horror. “¿Qué?, esto debe ser una broma de mal gusto. Es imposible que yo haya podido escribir eso. Yo nunca he participado en ese experimento. Ni conocía de la existencia de los Over humans hasta el incidente del NPS.” – respondí nervioso. “Te equivocas. Tú y yo pertenecimos a uno de los grupos de investigación del experimento LR-200. Sin embargo, no todo salió como esperábamos.” Mi pulso torno a acelerarse por momentos, “¡Eso no puede ser posible!. No recuerdo nada de haber participado en ningún experimento. En el año 2023 yo estuve aquí viviendo, nunca salí de aquí.” “Tranquilo Yujiro, este hecho solo lo sabemos tú y yo ahora mismo. Por lo que he estado observando, no recuerdas nada de lo que vivimos allí. Pero no te preocupes, aún no es demasiado tarde para que te explique los motivos de todo.” Ese domingo pareció hacerse el más eterno de mi vida. Y lo que fue aún peor; lo que aconteció en la conversación me llevó a un estado de incredulidad, seguramente, jamás experimentada por nadie en este universo.

Anuncios
Esta entrada fue publicada en Ciencia-ficción y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

Una respuesta a Capítulo 2 – El extraño remitente.

  1. Debi90 dijo:

    Me encanta!! Cada vez se pone mejor! El experimento con civiles que no les salio como esperaban y la falta de recuerdos… Que habra ocurrido? Muy bien definido el personaje principal y buena trama, quiero leer mas! *o*

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s